Bootstrapping: el arte de emprender sin dinero

Bootstrapping: el arte de emprender sin dinero

El bootstrapping es un enfoque de emprendimiento basado los propios medios para iniciar y sacar adelante un negocio, sin pedir nada prestado. Con esta fórmula, el emprendedor recurre a sus propios recursos y los que genera y así asume todo el riesgo de la inversión y mantiene todo el control sobre el negocio.

Uno de los inconvenientes del bootstrapping es que es necesario disminuir las expectativas del negocio para centrar los esfuerzos en el desarrollo de la idea de negocio y las acciones para ponerlo en marcha, de modo que todos los ingresos generados repercutan en el propio negocio.

Sin embargo, tiene muchas ventajas, como el ahorro en costes por no tener que pagar intereses de financiación, tiempo invertido en captación de inversores o la pérdida del control de su negocio mencionada al principio.

Origen del bootstrapping

Guy Kawasaki explica en un escrito en el año 2006, hablando sobre emprender con pocos recursos, lo siguiente:

Podría explicar casos en los que tener demasiado dinero es peor que tener poco para un gran número de empresas —aunque claro que algún día me gustaría dirigir un anuncio de la Super Bowl. Hasta que ese día llegue, la clave del éxito es el bootstrapping.

El origen de la palabra inglesa bootstrapping viene de una leyenda germánica del Barón Münchausen, que explica que consiguió salir él solo fuera del mar tirando de sus bootstraps. Los bootstraps son los cordones de la botas.

Por eso bootstrapping es un término especialmente adecuado para el ámbito emprendedor. Actualmente, se explica diciendo que, cuando todo emprendedor se pregunta de dónde saldrán los fondos para iniciar un proyecto, se responde de la misma manera que cuando uno se pone un zapato: ¡pues yo mismo!

bootstraps

Claves del bootstrapping

Teniendo en cuenta lo anterior, el emprendimiento siguiendo el modelo del bootstrapping debería atenerse a lo siguiente:

  • Centrarse en la idea de negocio y en las acciones necesarias para desarrollarlo
  • Disminuir las expectativas inmediatamente para centrarse en avances progresivos y plantear un negocio modular y escalable
  • Tener presente la importancia del flujo de caja, de modo que siempre se pueda contar con efectivo para pagar las facturas e ir ampliando el negocio

Recomendaciones para que un negocio basado en bootstrapping tenga éxito

El bootstrapping implica cambiar el enfoque tradicional del emprendimiento y de los modelos de negocio. Por eso, es muy necesario tener presente lo siguiente:

  • Valida tu idea de negocio
  • Busca un mentor con experiencia
  • Céntrate en sorprender a tus primeros clientes, en superar sus expectativas y necesidades, ya que ellos serán los mejores promotores de tu proyecto si lo haces bien
  • Reinvierte todos los beneficios en hacer crecer tu negocio para que esa idea de escalabilidad sea una realidad y llegues a tu meta
  • No dejes nunca de buscar nuevos clientes
  • Empieza a promocionarte antes de lanzar tu producto o servicio, generando expectativa, de modo que puedas tener una idea preliminar de su impacto e interés

emprender-bootstrapping

¿Es posible emprender sin dinero?

Un problema con el que se encuentran muchas personas es que, aunque desean emprender, carecen de los recursos materiales necesarios. El bootstrapping es una opción para ellos. Si la idea es emprender con lo que se tiene y no se tiene nada, entonces se empieza sin nada.

Sin embargo, la gente que quiere emprender y dice no tener nada lo primero que tiene que hacer es replantearse su concepto de “no tengo nada” y buscar maneras alternativas de empezar a desarrollar su negocio.

Para empezar, hay que pensar que, aunque no se disponga de efectivo, seguro que se cuenta con algo necesario: una habitación en casa donde poner la oficina o desde la que desarrollar parte del trabajo, un equipo informático, conexión a internet, etc.

ahorro-bootstrapping

Por otra parte, una forma de empezar a desarrollar el negocio para el que no se tienen suficientes fondos es ofrecer un servicio relacionado. Imaginemos que un emprendedor quiere poner un gimnasio. Podría ofrecer servicios a domicilio, organizar actividades en asociaciones y clubes, o trabajar de freelance en otros gimnasios. Y si quiere vender un producto, puede empezar a venderlo a través de Internet o llevarlo personalmente al domicilio del cliente.

En cualquier caso, en el bootstrapping la creatividad es una habilidad importante. Y sea cual sea la capacidad económica inicial o el tipo de negocio que se quiera iniciar, el bootstrapping es una opción adecuada para todos.