El consumidor verde marca la pauta del eco-marketing

El consumidor verde marca la pauta del eco-marketing

Los consumidores conceden cada vez más importancia a que las marcas respeten el medio ambiente. Así nace el consumidor verde.

La manera tradicional de comprar y consumir energía es insostenible, pues se necesitarían dos planetas para mantener el ritmo del abastecimiento de electricidad, consumo de combustibles y generación de desechos.

El deterioro del planeta ha despertado una gran inquietud en las personas y las empresas y ha desencadenado el surgimiento de los consumidores verdes. Estos prestan importancia a que las marcas respeten el medio ambiente y han decidido buscar formas de consumo respetuosas con el medio ambiente para satisfacer sus necesidades.

Este despertar de conciencia verde hace que los consumidores estén mas atentos al vínculo que los une con el entorno que los rodea, de acuerdo con la premisa de que este planeta es nuestro hogar y que de nosotros depende su cuidado.

Las grandes marcas han tenido que adaptarse a los consumidores decantados por un estilo de vida ecológico. Por ello, muchos empresarios han decidido buscar formas de satisfacer las necesidades de sus clientes sin comprometer los recursos naturales para las siguientes generaciones. Así, cada vez más empresas han tomado como prioridad la misión de ser más ecológicas.

El consumidor verde

El consumidor verde se preocupa por el medio ambiente cuando realiza alguna compra, busca productos que minimicen el impacto ambiental y rechaza los más contaminantes.

Más específicamente el consumidor verde se destaca por los siguientes aspectos:

  • Realiza sus compras con mayor consciencia: se pregunta por el origen y el destino final de lo que adquiere.
  • Es equilibrado: se complace pero al mismo tiempo sabe autolimitarse.
  • Piensa en el futuro: intenta que su consumo ayude a preservar los recursos naturales para el disfrute de las siguientes generaciones.
  • Busca, al satisfacer sus propias necesidades, ser solidario con los productores.
  • Elige productos duraderos o reparables con facilidad.
  • Siente preocupación por la huella ecológica que su estilo de vida produce.

Los estudios indican que el consumidor verde está dispuesto a pagar entre un 15 y 20% más por productos ecológicos. Además prefiere los fabricados con materias primas biodegradables y los embalados en envases y empaques fácilmente reciclables.

Nace el marketing verde

En respuesta a la aparición de consumidores verdes nace el marketing verde o eco-marketing: es el marketing de productos ofrecidos a los consumidores como ecológicos o fabricados de acuerdo a normas ambientales.

De esta manera el marketing verde incorpora modificación de productos y cambios en los procesos de producción de empaques sostenibles, así como la modificación de la publicidad.

En resumen, los conceptos verde, ambiental y eco-marketing pertenecen al grupo de enfoques que tratan de responder al desajuste observado entre la realidad ecológica y la práctica actual del marketing.

Producto verde

En respuesta a la conciencia verde, los productos se fabrican según el criterio ambiental de minimizar el consumo de recursos y la creación de residuos pero sin comprometer las características necesarias para satisfacer las necesidades del cliente. También se debe tomar en cuenta que la función ecológica no debe afectar de forma negativa a las funciones técnicas y comerciales del producto y de su envase, ni tampoco a la rentabilidad de la empresa.

Existen varios aspectos que determinan si los productos presentan un proceso sostenible de elaboración:

  • La producción de materias primas
  • El consumo energético
  • El tipo de contaminación y toxinas que se generan en la producción y la cadena de distribución
  • El nivel de seguridad de la producción y los posibles perjuicios a empleados o comunidades humanas
  • El consumo de agua y otros recursos naturales
  • La gestión mejorada de los demás aspectos ambientales relativos a los procesos industriales o de producción

La publicidad y el consumidor verde

La publicidad con mensajes ecológicos informa, persuade o recuerda mediante el diseño de campañas de publicidad llamativas y creativas que animan al consumidor a adoptar un estilo verde.

Así, la publicidad verde pone énfasis sobre la responsabilidad social de las empresas, que adoptan la ecología como premisa, y al mismo tiempo informa sobre los logros en el campo de la protección del medio ambiente.

Consumidores verdes en aumento

Los productos ecológicos son demandados por un segmento de consumidores muy rentable por lo que en Europa las grandes cadenas proporcionan bajo su marca una oferta de este tipo. Ahora estamos ante unos consumidores más responsables que, sin duda, harán aumentar la oferta y la disponibilidad de los productos.